Deportes

“Me iré a la tumba sin entender por qué tengo toda la culpa”

El miércoles, el Villarreal disputa el que es, a buen seguro, el partido más importante de su historia. Será en Gdansk, Polonia, donde el ‘Submarino Amarillo’ tendrá una oportunidad única: ganar su primer título. Además, sería del siguiente nivel, al tratarse de una final europea. Enfrente tendrán a un gigante del viejo continente, como es el Manchester United. Sin embargo, en sus filas, además de Unai Emery, cuentan con otro especialista en la Europa League: Alberto Moreno.

El lateral español, como cuenta en una entrevista en The Guardian, ha alcanzado la que es su tercera final de la competición. “Estuve en el Sevilla y llegamos a una final de Europa League. Luego me marché al Liverpool y llegamos a otra final de la Europa League. Ahora, vine al Villarreal y hemos llegado a una nueva final de la Europa League. Al próximo equipo por el que fiche se lo exigiré en el contrato”, dijo entra risas Alberto Moreno.

Precisamente, esa final con el Liverpool la perdió contra el Sevilla que dirigía el propio Emery. Tanto es así que al técnico vasco le gusta contar en cómo desactivaron la banda izquierda, por la que se encontraban el mismo Alberto Moreno junto a un estelar Philippe Coutinho. ““Lo siento, Albi”, me dice, pero le gusta recordármelo”. Sin embargo, ese fue un día que la afición del Liverpool linchó a base de críticas al futbolista español, algo que Alberto Moreno sigue sin entender a día de hoy.

Sigo sin entender la lluvia de críticas. En el primer gol se fueron de mí, sí. Pero soy un defensa. También se lo hacen a Sergio Ramos, el mejor defensa central en el mundo. ¿Cómo no me va a pasar a mí?”, apuntó de forma incrédula. “El equipo entero no jugó bien. Pero todos apuntaron hacia un mismo jugador. No estoy de acuerdo en que esté bien, en que el público solo te critique a ti. Acabo de perder una final, es difícil, y no te lo puedes sacar de la cabeza. Leía la prensa y solo veía ‘Alberto, Alberto, Alberto’… Me iré a la tumba sin entender por qué tengo toda la culpa”, añadió el lateral zurdo español.

Desde ese día, su figura en los onces del Liverpool comenzó a desaparecer durante la siguiente temporada. Pese a ello, quiso recalcar que su relación con Jürgen Klopp fue muy buena, aunque no entendió sus pocas apariciones en el equipo desde entonces. “Mi relación con Klopp fue perfecta. Junto a Unai, ha sido el mejor entrenador que he tenido. Pero protegerme me hubiese ayudado, dándome oportunidades que no llegaron. No sé si fue por Klopp o por el club”, aclaró.

Además, el propio técnico alemán decidió poner a James Milner como lateral izquierdo, un invento que dejó todavía en evidencia que apenas confiaba en Alberto Moreno. “Si el entrenador pone un centrocampista que es diestro en esa posición, eso es que no me quiere. Pero en la siguiente temporada, empecé a jugar e incluso regresé a una convocatoria de España después de tres años”. Un momento dulce que se volvió a truncar, en esta ocasión, con una lesión en su rodilla. En ese momento, fue cuando irrumpió la figura de Andrew Robertson y perdió el puesto para siempre. “Él jugó a un gran nivel y eso fue todo. No volví a tener una oportunidad”, puntualizó Moreno.

Artículos relacionados

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button
Close
Close