Moda

echa el cierre al Massimo Dutti de la Galleria Vittorio Emanuele de Milán

Madrid – Junto a Nueva York, Londres y París, la ciudad italiana de Milán termina por completar el circuito de los principales escaparates de la moda internacional. Un valor al que además la capital lombarda suma el de ser una de las mayores cunas, cuando no la primera, del diseño, ya no solamente en sus aplicaciones hacia con la industria de la moda y del textil, sino también hacia otros ámbitos y aplicaciones, como los vinculados al diseño industrial o al interiorismo. Razones de sobra que la mantienen como lugar de preferencia para los estudios de diseño, así como para los millones de amantes de la moda que año tras año visitan la ciudad con la esperanza de terminar embrujados por la misma atmósfera creativa de la que exprimen sus inspiración históricas casas de moda como Prada o Armani; dos de los nombres más representativos de la moda italiana que mantienen su sede en Milán.

A pesar de sus indiscutibles encantos, a la ciudad italiana siempre se le achaca su “dureza” frente al romanticismo que destilan Florencia, Roma o Venecia, al tiempo que se apunta al reducido número de sus monumentos históricos, destacándose a este respecto el Duomo, su Palacio Real, el Teatro de La Scala y la Galleria Vittorio Emanuele. La principal y más codiciada área comercial de la ciudad, y a la que acaba de decir adiós el Grupo español Inditex. Que se mantenía hasta la fecha presente en el que es sin duda un paso obligado para todo aquel que viva y visite la ciudad mediante un establecimiento de su cadena “prime” Massimo Dutti, al que ha decidido echar finalmente el cierre.

Más de 3 millones de euros anuales en concepto de alquiler

Ubicado en el pasillo central que conduce desde el Duomo al Teatro de La Scala, en una parte muy próxima a la catedral de Milán, la cadena española lograba hacerse con tan envidiable ubicación el pasado octubre de 2016. Momento en el que conseguía poner una pica en Flandes, al colocar el nombre de su cadena Massimo Dutti junto al de destacados grupos de la moda del sector lujo presentes en la Galleria, como Versace, Louis Vuitton, Prada o Tod’s.

Con una superficie de mil metros cuadrados y con tres grandes ventanales abiertos muy próximos al octógono central, zona en la que se cruzan las dos ramas que conforman la Galleria, Inditex lograba hacerse entonces con el espacio tras alzarse como vencedor en el concurso de licitación organizado por la dirección de la Galleria Vittorio Emanuele. Una subasta que arrancaba con una renta de salida de 977 mil euros anuales, y de la que Inditex salía vencedora tras colocarse como la oferta más valorada por la dirección y a cambio de un pago de 3.100.000 euros anuales en concepto de alquiler.

Un escaparate para la mejor tradición del “Made in Italy”

Tras un periodo de casi cinco años, el Grupo español se despide así de uno de los espacios más significativos de la ciudad de Milán. Establecimiento para el que la comisión de licitaciones de la Galleria ya ha abierto el plazo para comenzar a recibir ofertas, en esta ocasión a partir de una base de 3 millones de euros. Una alta cantidad, ligeramente inferior a la que venía abonando la compañía española, que desde la dirección del recinto estiman que no será ningún inconveniente a la hora de cerrar el alquiler del local, dado el buen momento que atraviesa un sector del lujo, al que buscan continuar atrayendo, que se acerca nuevamente a los valores de 2019 previos a la pandemia, mostrando una ligera subida, de cerca del +1 por ciento, ya durante el primer trimestre de 2021.

A la hora de cerrar la nueva adjudicación del local, que vuelve ahora a salir al mercado tras la decisión adoptada por Inditex el pasado mes de marzo de 2021 de iniciar los trámites para la rescisión del contrato, además del precio base de salida de 3 millones de euros fijado por el Ayuntamiento de Milán, la comisión de licitaciones pondrá en marcha un proceso de evaluación de las ofertas que se presenten. Partiendo para ello de una base de un total de 100 puntos, de los que 60 corresponderán a aspectos económicos y los 40 restantes a aspectos técnicos que deberán justificar las compañías aspirantes, primando en este proceso con una puntuación más elevada a todas aquellas que sepan representar la mejor tradición del “Made in Italy”.

“El camino para revitalizar los espacios de la Galleria Vittorio Emanuele II no se paraliza, y ninguna de las tiendas se quedará con las persianas bajadas”, apuntaba el concejal Roberto Tasca a lo largo de unas declaraciones recogidas por el medio italiano Mff. “La Galleria sigue siendo el lugar más atractivo de la ciudad”, añadía, y también aquí existe “un marcada tendencia hacia esa recuperación que está afectando a toda la ciudad de Milán”.

Artículos relacionados

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button
Close
Close